Responsive image


Misión


La Gestión progresiva del cuidado de nuestros beneficiarios termina en un escalón final, que contiene la más alta complejidad tecnológica y la mejor atención profesional que un centro de salud puede otorgar, este recurso, llamado “cama crítica” es, por definición, escaso y su número está directamente asociado a la población asignada o beneficiaria de atención, en el caso de Carabineros de Chile se estima que deberían existir 6 camas críticas por cada 100.000 beneficiarios, o sea, se requieren, como mínimo, quince (15) camas críticas.

El Servicio de Pacientes Críticos del Hospital de Carabineros, que se compone de cuatro Unidades, comprende todas las camas críticas del hospital, posee la más moderna tecnología del país, a los profesionales más capacitados del HOSCAR y se encarga del cuidado de los pacientes más graves e inestables que son ingresados a esa cama crítica de nuestro Hospital Institucional.


Unidades del servicio:

  • Unidad de Cuidados Intensivos Adultos


    De sus cuatro Unidades la más antigua es la Unidad de Cuidados Intensivos Adultos, que fue una de las primeras unidades de este tipo creadas en el país. La Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) se preocupa de atender a las personas cuyo estado clínico ha alcanzado un nivel de gravedad tal que representa una amenaza inminente o potencial para su vida o de dejar secuelas graves y permanentes.

    Los beneficios del cuidado intensivo son reservados para aquellos enfermos que poseen condiciones médicas reversibles y con una perspectiva razonable de recuperación.

    La UCI de HOSCAR atiende a todo paciente, médico y quirúrgico, mayor de 15 años. Para ello cuenta con centrales de monitoreo de última generación, equipos de diagnóstico y tratamiento que permiten evaluar, de manera simultánea, un gran número de variables clínicas, detectar alteraciones de los diferentes órganos comprometidos e infundir medicamentos y drogas especiales en dosis que deben ser estrictamente controladas.

    El manejo seguro de drogas y equipos -monitores multipropósito, ventiladores mecánicos, máquinas de diálisis, entre otros- requiere de un alto grado de capacitación, dedicación, concentración y entrenamiento por parte de todo el personal a cargo. Además, es importante coordinar el apoyo de otros especialistas procurando un manejo sistematizado orientado por prioridades y metas.

    Existe una relación directa entre los recursos hospitalarios y la complejidad de estas unidades. Esto quiere decir que mientras más avanzados los procedimientos médico-quirúrgicos realizados (en poli traumatizados, accidentes de tránsito, heridas por arma de fuego, en cirugía complejas, neurocirugía, quimioterapia, etc.) más complejo será el estado de los pacientes que ingresen a la UCI.


    Características del médico intensivista

    El médico intensivista, más conocido como “uciólogo”, es un sub especialista, derivado de las especialidades primarias como medicina interna, pediatría, cirugía o anestesia, quien debe ser capaz de resolver de manera integral los problemas de los pacientes críticos que provienen de todas las especialidades médicas (desde sala de Medicina, de Cirugía, desde Urgencias, de Ginecología, de Pabellón, etc). En este ambiente de alta tensión las decisiones rápidas y oportunas cambian el pronóstico final del paciente.

    Para cumplir con todas estas exigencias, el intensivista se encuentra entrenado en reanimación vital básica y avanzada, está capacitado para efectuar el diagnóstico de situaciones médicas con riesgo vital bajo stress y detectar oportunamente las complicaciones que van produciendo a lo largo de su estadía en este tipo particular de enfermos. Además, este proceso de diagnóstico y tratamiento debe ser realizado continuamente durante la permanencia de los pacientes en la unidad, debido a lo dinámico que puede resultar la mayoría de las enfermedades críticas.


    Reseña histórica

    Las unidades de cuidados intensivos nacen conceptualmente alrededor de 1950-60. Originalmente estuvieron dirigidas al manejo de pacientes con insuficiencia respiratoria producto de las epidemias de poliomielitis que afectaron a extensas zonas de Europa y América del Norte.

    Con el pasar de los años, el avance vertiginoso de la ciencia médica asociado al desarrollo tecnológico genera un número creciente de pacientes críticos que antiguamente no sobrevivían. Estos cambios obligaron a crear un área común con el fin de optimizar su vigilancia y tratamiento.

    A principios de los 70 se crean las primeras UCIs, fecha en la cual se creó también la nuestra, eran de carácter polivalente con capacidad de incorporar otras patologías médicas y quirúrgicas que puedan presentar riesgo vital inminente. Así se inicia la formación de unidades especializadas donde se agrupan recursos humanos y tecnológicos para enfrentar de mejor forma su manejo global.

    Este proceso se desarrolla en centros hospitalarios que cuentan con la mayor parte de las especialidades médicas, pabellones quirúrgicos altamente equipados, servicios de apoyo diagnóstico y laboratorios disponibles las 24 horas.


    Ubicación UCI Adultos:

    Tercer piso edificio Hospital Antiguo


    Visitas a pacientes:

    De lunes a domingo de 11:30 a 12:30 horas y de 17:30 a 18:30 horas


    Teléfono de contacto:

    229278366


  • Unidad de tratamiento Intermedio Adultos


    Debido a que el recurso “cama crítica” tiene un elevado costo, el más alto dentro del ámbito hospitalario, y a que la demanda de camas críticas siempre excede, y con creces, su disponibilidad, el racionalizar la utilización de este recurso escaso emerge como una necesidad prioritaria y una obligación dentro de la gestión hospitalaria.

    En el caso concreto de nuestro hospital institucional: éste cuenta, desde mediados del año 2011, con una Unidad de Tratamiento Intermedio con diez (10) camas, lo que permitió crear la UPC (Unidad de Pacientes Críticos, la que alberga a UTI y UCI adultos), los índices ocupacionales permanecen altos, la UCI (Unidad de Cuidados Intensivos) bajó de un índice ocupacional de 96,7 a 75.6 y a 60 el último año. La UTI (Unidad de Tratamiento Intermedio) mantiene un índice ocupacional del 75 (60 el último año).

    Estos índices ocupacionales descritos ponen a este hospital institucional en una situación privilegiada ya que siempre habrá una cama de UPC disponible para recibir a un paciente críticamente enfermo y no hospitalizarlo en Unidades donde no se puede entregar el cuidado que el enfermo necesita de acuerdo a la gestión del cuidado que indica que el enfermo debe estar en la Unidad que necesita, en el momento que lo necesita y por el tiempo que lo necesita.

    La Unidad de Tratamiento Intermedio de Hoscar ha completado la necesidad de cuidado personalizado y dedicado de los pacientes, no tan complejos como los de UCI, pero que aún no están en condiciones de ser trasladados a una sala convencional.

    En esta unidad se puede mantener a los enfermos en ventilación mecánica no invasiva, con monitoreo hemodinámico invasivo y no invasivo, realizarse plasmaféresis y nutrición parenteral lo que permite asegurar una óptima atención y un muy bajo riesgo a nuestros beneficiarios.


    Ubicación UTI Adultos:

    Segundo piso edificio Hospital Antiguo


    Visitas a pacientes:

    De lunes a domingo de 11:30 a 12:30 horas y de 17:30 a 18:30 horas


    Teléfono de contacto:

    229278683


  • Unidad de Cuidados Intensivo y Unidad de Tratamiento Intermedio Pediátrico (U.P.C. Pediátrica)


    La Unidad de Pacientes Críticos (UPC) pediátrica se compone de un total de 8 camas críticas, las cuales pueden ser utilizadas como camas de intensivo o de intermedio según la necesidad real.

    Esta UPC pediátrica se encarga de la atención de los hijos de nuestros beneficiarios desde el mes de vida hasta los 14 años 11 meses y 29 días.

    La especialidad de Cuidados Intensivos Pediátricos, reconocida como tal desde la década de los 80, está encargada de diagnosticar y tratar a niños con enfermedades médicas o quirúrgicas graves, poli traumatizados, oncológicos, grandes quemados, etc.

    Gracias a los avances en el área de la medicina intensiva, se han hecho grandes logros en el tratamiento del niño gravemente enfermo. Esto se ha visto reflejado tanto en el mayor conocimiento de las enfermedades como en las innovaciones tecnológicas en medicina y los procedimientos terapéuticos. Por ello, la UPC pediátrica cuenta con los equipos más modernos y avanzados disponibles en el país.

    En Hoscar, la Unidad de Pacientes Críticos Pediátrica funciona desde 1993, transformándose en una de las primeras en atender niños graves en Chile.

    La UPC pediátrica cuenta con todos los recursos para funcionar al más alto nivel y sus médicos están acreditados para trabajar en el área de cuidados intensivos e intermedio pediátrico. Además, existe un completo equipo debidamente entrenado de enfermeras especialistas y técnicos de enfermería, y concurren en apoyo, cuando es necesario terapistas ventilatorios, fonoaudiólogos, terapeutas ocupacionales, etc.

    La Unidad dispone de 8 cupos de hospitalización, de los cuales son de cuidados intensivos y de cuidados intermedios según necesidad. Cuatro cuentan con aislamiento completo.

    La UPC Pediátrica no solo brinda cuidados médicos de excelencia, sino que también lo realiza de un modo respetuoso y cálido, con el fin de hacer la estadía del niño y su familia lo más grata posible.

    Para la recuperación de un niño es indispensable la compañía y la cercanía de sus seres queridos, por lo que en la UPC Pediátrica se fomenta que los padres estén presentes junto a sus hijos.


    En la UPC pediátrica se realiza:

    1.- Monitorización cardiaca y respiratoria

    Se dispone de diferentes métodos para evaluar la función cardiaca y respiratoria. Todos los pacientes que ingresan a la UCI Pediátrica son monitorizados en forma no invasiva, a través de sensores en la piel que transmiten la información a pantallas que están en cada pieza y en la central de enfermería. Esto permite vigilar los signos vitales de cada paciente en forma continua. En los más graves, este monitoreo se hace en forma invasiva con catéteres que están instalados en arterias y venas.


    2.- Ventilación Mecánica

    Cuando el pulmón se altera gravemente o la musculatura respiratoria debe ejercer un trabajo que excede su capacidad, es necesario reemplazar sus funciones total o parcialmente. Los métodos más utilizados para este fin son la ventilación mecánica invasiva (VMI) y la ventilación mecánica no invasiva (VMNI).

    Actualmente la ventilación mecánica es estrechamente vigilada y manejada por el pediatra intensivista y el terapista ventilatorio. Ambos profesionales velan para que esta terapia logre los objetivos de oxigenar y ventilar el paciente sin dañar el pulmón y otros órganos.


    3.- Monitoreo Cerebral

    Las enfermedades más frecuentes que pueden afectar a este órgano son traumatismo encéfalo craneano (TEC), accidentes vasculares, convulsiones, y tumores cerebrales. Hay ocasiones en que estas patologías pueden aumentar la presión dentro del cráneo y se hace necesario instalar la medición de presión intra craneana continua. Este monitoreo requiere la instalación de un catéter a través de una intervención quirúrgica, y luego la medición de los valores se puede hacer en forma continua.

    En otras oportunidades, es importante evaluar la actividad eléctrica cerebral, para lo cual se utiliza un video electroencefalograma que asocia esta actividad con los movimientos del paciente. Este un monitoreo no invasivo y puede ser continuo.

    4.- Soporte Extracorpóreo De la Función Renal.

    La insuficiencia renal en el niño críticamente enfermo se puede producir en forma primaria por una enfermedad del riñón, como también secundariamente a otras enfermedades como por ejemplo el shock séptico. Ciertamente su aparición está relacionada a mayor complejidad de tratamiento e impacta en el pronóstico.

    Para el manejo de la insuficiencia renal se dispone de diversos procedimientos, que en su conjunto se les llama TRRA (terapias de reemplazo renal agudo) que involucran técnicas continuas e intermitentes, entre las que se cuentan peritoneo diálisis, hemodiálisis, hemofiltración y hemodiafiltración.

    Estas técnicas son capaces de suplantar transitoriamente la función renal, mientras esta se recupera. Una vez que se resuelve el factor desencadenante, un número importante de enfermos recupera completamente esta función. No obstante, un pequeño grupo puede llegar a requerir diálisis después del alta hospitalaria.

    Para realizar estas técnicas de soporte renal, la UCI Pediátrica de Hoscar cuenta con la estrecha colaboración de pediatras, radiólogos, nefrólogos y cirujanos infantiles. Este trabajo en equipo de excelencia es uno de los motivos del éxito de esta unidad en este grupo de pacientes críticos.


    Ubicación UPC Pediátrica:

    Quinto piso Edificio Hospital Antiguo


    Visitas a pacientes:

    Continua de lunes a domingo de 11:00 a 19:00 horas.


    Teléfono de contacto:

    229278375


  • Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales


    Aproximadamente un 10% de los recién nacidos en Chile presenta alguna patología prenatal o nacen antes de tiempo, es decir, prematuros. HOSCAR está en condiciones de enfrentar cualquier problema o enfermedad que presente un recién nacido y para ello cuenta con una Unidad de Cuidado Intensivo Neonatal (UCIN) de alta complejidad, que cumple con los más exigentes estándares, con equipamiento y tecnología de última generación. Es atendida por un equipo multidisciplinario de profesionales especializados altamente calificados (médicos pediatras con subespecialidad en Neonatología).

    La Unidad de Cuidado Intensivo Neonatal de Hoscar tiene la misión de dar una atención integral y de alto nivel al prematuro y al recién nacido con problemas de salud. Para ello, contamos con una planta física adyacente a los pabellones de maternidad.

    La unidad está implementada con cunas de procedimientos, calor radiante e incubadoras. Se cuenta con monitoreo continuo de signos vitales y una central de monitoreo para el control y vigilancia de los pacientes más críticos. Dispone de 3 camas de UCI, 4 camas de Intermedio, 2 camas de cuidados básicos y 8 camas de sala cuna.

    La unidad atiende recién nacidos provenientes de nuestra Maternidad, como también a aquellos derivados de otros centros del país. Se atiende todo tipo de patología neonatal, incluyendo patología médica y quirúrgica de diversa severidad. Se realiza cirugía abdominal y neurocirugía. El equipamiento tecnológico es de última generación, contando con ventilación mecánica convencional y con técnicas modernas de ventilación, incluyendo ventilación de alta frecuencia y ventilación sincronizada, entre otros.

    La unidad cuenta en forma permanente con diversos servicios de apoyo, como Radiología, Kinesiología y Laboratorio Clínico.

    El diseño y la manera de organizar el trabajo permiten la presencia de los padres la mayor parte del tiempo con su hijo. Una de las fortalezas de la UCIN de HOSCAR ha sido el buen manejo de los niños prematuros extremos, (menores de 32 semanas de gestación o de 1.500 g de peso al nacer). Los resultados obtenidos en este grupo de pacientes han sido muy exitosos y se ven reflejados en una alta tasa de sobrevida, sólo comparable con los centros más avanzados del país.

    Conscientes de que el paciente requiere un apoyo integral, se dispone también de kinesiólogos especializados, nutricionistas, terapeutas ocupacionales, fonoaudiólogos y psicólogos, todos orientados a apoyar a la familia y a asegurar el máximo potencial en aquellos niños que nacen prematuramente.

    Hospitalización en UCI y UTI Neonatal

    La hospitalización de un hijo siempre motiva gran preocupación y, en especial, si se trata de un recién nacido. Esta condición nos obliga a desarrollar nuestro mejor esfuerzo para lograr restaurar la salud del niño, utilizando dos premisas básicas:


    1.- Utilizar toda nuestra experiencia y tecnología

    2.- Garantizar un cuidado humano del niño y de la familia


    El equipo de trabajo incluye a los padres y nuestro objetivo es estar lo más cercano posible a la familia. Durante la hospitalización, los padres tendrán la posibilidad de conocer a otros padres en la misma situación, algunos de ellos con niños prematuros muy pequeños. Las relaciones humanas dentro de la unidad son de extremada calidad.


    Información a los padres y visitas a la unidad

    Nuestra política es de puertas abiertas para los padres en forma permanente. Sin embargo, debido a las condiciones de riesgo de nuestros pacientes y por motivos de control de infecciones, no pueden ingresar otros parientes. Esperamos su comprensión frente a esta medida, que sólo va orientada al bienestar del recién nacido.

    Por el mismo motivo, al ingresar a la unidad se debe cumplir con normas permanentes, que consisten en el lavado de manos y uso de delantal, que estará a su disposición al ingreso a la unidad. Además, debe sacarse relojes, joyas, anillos, pulseras y otras que pueden ser potenciales vectores de infección. El pelo debe ser tomado con una cinta o, en su defecto, usar gorro clínico. A la entrada, se encuentran casilleros con llave donde guardar sus pertenencias.

    “Estamos a su disposición para orientarle personalmente en su primera visita"

    La información médica diaria, es entregada exclusivamente a los padres. Solicitamos canalizarla a los demás parientes. La visita médica se realiza por la mañana y se sugiere a los padres esta oportunidad, para la conversación con los médicos tratantes permanentes y, en especial, con el jefe de la unidad.

    La interacción entre los padres y los médicos de la unidad es fundamental en este camino, por lo que estamos siempre con la mejor disposición a informar la evolución diaria sobre la salud del recién nacido y a responder las preguntas que surjan en el camino.

    Además, el equipo de matronas informará a diario sobre lo que necesita su hijo, por ejemplo: pañales, y realizan una educación permanente sobre lactancia y cuidados básicos del recién nacido prematuro, para así preparar a los padres para el alta.


    Equipo profesional

    La Unidad de Neonatología tiene cobertura especializada durante las 24 horas, con médicos residentes en permanente función en beneficio de los niños y dirigidos por la jefe de la unidad.

    Las conductas médicas diarias son delineadas por la mañana, bajo la supervisión del jefe de unidad y los médicos pediatras de staff. El médico residente cumple la función de vigilancia durante las 24 horas.

    Además, un equipo de matronas especializadas son las encargadas de la atención personalizada de cada niño, y son dirigidas por la enfermera/matrona jefa de la unidad.

    Tecnología junto a calidez


    HOSCAR cuenta con una tecnología moderna y acorde con las mejores unidades internacionales. Los padres pueden estar seguros en nuestra UTI y UCI, ya que dispone de todas las terapias o recursos tecnológicos.

    A la calidad técnica se suma la experiencia y dedicación de nuestros médicos. La característica de nuestro grupo de trabajo, es su calidad humana como complemento a sus cualidades técnicas.


    La lactancia materna en la UTI

    La lactancia materna es la mejor alternativa nutricional para el recién nacido y, en especial, para el prematuro. La lactancia materna se puede lograr en casi todos los casos. Se dispone de un lactario que cumplirá las funciones de estimulación mamaria.

    Desde la primera visita de la madre a la unidad se inicia su capacitación en lactancia. Previo al alta se realiza, además, el adiestramiento al pecho. Nuestras matronas están encargadas de asesorar a las madres en lactancia.

    Casi todos nuestros pacientes se alimentan con leche materna y una gran parte de ellos se van de alta con pecho, incluso los más prematuros.


    Ubicación UPC Neonatológica:

    Cuarto piso Edificio Hospital Antiguo


    Visitas a pacientes:

    Continua de lunes a domingo de 09:00 a 19:00 horas.


    Teléfono de contacto:

    229278392




TELÉFONOS SERVICIOS INFORMACIÓN
Mesa central (22)9278000
Urgencias (22)9278156
Ambulancias (22)9278033
  • Cirugía
  • Diagnóstico y Apoyo Terapéutico
  • Especialidades
  • Ginecología y Maternofetal
  • Imagenología
  • Nutrición
  • Odontología
  • Pacientes Críticos
  • Pediatría
  • Soporte Quirúrgico
  • Traumatología
  • Urgencia
  • Directorio Telefónico Red de Salud
  • Cómo llegar
  • Marco Normativo
  • Remuneraciones
  • TRABAJA CON NOSOTROS CONVENIOS DIPRECA
    Somos una Institución Profesional de carácter militar, jerarquizados y disciplinados. Requerimos integrar personas de alto nivel profesional y administrativo. A través del siguiente link, infórmese de los distintos convenios que la Dirección de Previsión de Carabineros tiene para usted y su familia.
        



                                   © Hospital de Carabineros de Chile.
                                   Departamento Informática Disalcar.
    Sitio Web compatible con Google Chrome e Internet Explorer 11 o superior.